Lo despidieron por no matar a dos ositos bebés… así recuperó su trabajo

Bryce Casavant fue despedido en 2015, cuando le pidieron matar a los cachorros de una osa a la que habían encontrando hurgando en la basura y robando comida del congelador en Canadá.

Su supervisor le pidió que matara a la familia entera, pues estaban acostumbrados a alimentarse de comida humana, por lo que podían ser un problema para la comunidad.

Después de matar a la madre, Bryce notó que los cachorros tenían sólo 8 semanas y posiblemente aún no se habían habituado a hurgar en la basura.

Además, los recogió y los llevó a una clínica veterinaria, en donde los cuidaron y después fueron liberados en la naturaleza.

Sin embargo, para Bryce las cosas se pusieron difíciles, pues a raíz de esta decisión fue despedido sin ninguna liquidación.

Por suerte, Bryce Casavant inició una demanda en la que defendía su derecho a tomar la última decisión y argumentaba que los cachorros de oso eran muy pequeños para ser considerados un peligro… y finalmente ha ganado la lucha.

Además de que le ha sido devuelto su trabajo, también le han pagado el tiempo que dejó de trabajar. Y además, los osos viven libres en la naturaleza.

 

Excelsior

Más noticias

Kany García y Young Miko estrenan “En Esta Boca”

Kany García se une por primera vez a la...

DLD lanza Está bien

DLD prepara el terreno para hacer estallar el Palacio de los...

Youtuber recibe la eutanasia; se despide de sus seguidores con un meme

Una youtuber de 28 años se ganó la admiración de miles de...

Vuelo se ve obligado a volver después de que gusanos cayeran sobre los pasajeros

Recientemente, un vuelo de Delta Airlines se vio obligado...

Motel presenta su nuevo sencillo “Volví a Nacer”

Dedicada para aquellas personas que llenan la vida de...